¿Será mañana el final de Facebook?

 Hoy es cuatro de noviembre y afuera en la calle llueve. Un soplo apocalíptico se percibe en el aire. La imagen de un anuncio invade mis reflexiones. Una pregunta consolida todo mi pensamiento: ¿Será mañana el final de facebook? No se trataría de una catástrofe natural, no moriría nadie, no tendría por qué caer la economía mundial, y sin embargo, la pregunta tiene un significado que en nuestros días eriza los bellos de la piel.

 

Facebook no existía en nuestro mundo una década atrás. No fue hasta el 2007 cuando esta red social comenzó su funcionamiento en el mundo hispano (año en que lanza su versión en español, francés y alemán).  ¿Cómo es posible que haya algo de inquietante en la desaparición de una red con la que la mayoría de las personas hemos sabido vivir prácticamente toda nuestra vida?  Y sin embrago, hay personas que no serían capaces de recordar cómo era su vida antes de facebook. Para otros, es sin lugar a duda uno de sus principales medios de entretenimiento.  Y, también es cierto, fuera de los más de 600 millones de usuarios de esta red, existen personas que la desaparición de este medio no les quitaría el sueño. Pero para los que ya forman parte del club ¿la muerte de facebook qué supondría?

 Esto viene a colación del comunicado que dio Anonymous sobre el aniquilamiento definitivo de esta red social que anunció ocurrirá mañana 5 de noviembre. Por el momento habrá que esperar. Mientras, el cielo gris sigue lanzando chorros de melancólica lluvia y yo subiré este escrito, quizá por última vez, a un incierto muro…

R.III 

 

 

Anexo:

Para los que todavía no lo sepáis Anonymous es un grupo personas que como su nombre lo dice se mantiene en el anonimato. Un movimiento que en apariencia no cuenta con líderes ni portavoces y que se oculta bajo la máscara del anarquista V de Vendetta, de la novela gráfica de Alan Moore y que después se llevó a cine con este mismo nombre (en 2006). Este grupo de ciberactivistas es complejo y difícil de definir dados los diversos golpes perpetuados a sitios web: desde una subida de vídeos porno, disfrazados con contenido para niños, a youtube -cuando la compañía comenzó a dar de baja vídeos musicales en 2009- hasta el bloqueo de páginas oficiales de Túnez el pasado enero como denuncia a la corrupción y crisis política de este país. No todos sus miembros son hackers, muchos de ellos forman parte de los foros de Internet y de protestas en las calles que realiza esta agrupación, por ejemplo el apoyo a WikiLeaks o en España los embates contra la ley Sinde (que da pleno poder a cerrar sitios web, sin la autorización de un juez), entre muchos otros.

Su lema no puede ser más esclarecedor:

Knowledge is free.                         El conocimiento es libre
We are Anonymous.                    Somos Anónimos
We are Legion.                                Somos Legión
We do not forgive.                         No perdonamos
We do not forget.                           No olvidamos
Expect us!                                         ¡Espérennos!

En una aproximación simplista, podría decirse que la actitud de este grupo va dirigida a la libertad de expresión. Ya que el mundo está en manos de unos pocos, lo menos que podemos hacer es denunciar sus trapos sucios. Que la sociedad parece un palacio muy bonito, pues miren el lodo de sus cañerías. Nos es la primera vez que lo anuncio, pero escucharemos más de Anonymous y no creo que tengamos que esperar mucho.

Anuncios

Acerca de Ramón Ortega (tres)

Ramón Ortega III https://unviajepersonal.wordpress.com/acerca-de-mi/ Ver todas las entradas de Ramón Ortega (tres)

5 responses to “¿Será mañana el final de Facebook?

  • Ignacio Huitrón

    SI bien desde cierto punto de vista las acciones de este grupo podrían considerarse como “justificadas” y por ello estar respaldadas por miles de seguidores en todo el mundo (quizás millones), es evidente que lo que comenzó como un grupo de “indignados” contra decisiones de empresas globales, se ha convertido en el brazo armado -a nievel tecnológico- de un movimiento anarquista, cuyos obscuros fines son tan inciertos como sus futuras decisiones.
    Hoy nos hablan de libertad de expresión y de defender nuestros derechos, lo que a mí no me queda muy claro es ¿quién se los pidió? Recordemos que el principio fundamental de la libertad es el respeto incondicional de la libertad del otro, sea que éste se equivoque o bien viva felizmente en la ignorancia. Tristemente este grupo de nerds renegados ha perdido de vista que al momento de realizar un ataque a la red social más popular del mundo los únicos afectados serán sus usuarios quienes con o sin conocimiento, sobre el destino de su información personal (no plenamente probado, por cierto), perderán un gran espacio de expresión, a manos del capricho de unos cuantos. Hoy el grupo Anonymous se convierte en juez y verdugo, olvidándose de la opinión del resto del mundo, sin duda es preocupante ver esto, pero más el saber que allá fuera existen miles de personas favoreciendo y vitoreando este tipo de comportamientos.
    Mi único consuelo es saber que al haber tomado la decisión de atacar a Facebook este grupo ha firmado su sentencia de muerte, sea que logren sus objetivos o no.

    Me gusta

  • Ignacio Huitrón

    SI bien desde cierto punto de vista las acciones de este grupo podrían considerarse como “justificadas” y por ello estar respaldadas por miles de seguidores en todo el mundo (quizás millones), es evidente que lo que comenzó como un grupo de “indignados” contra decisiones de empresas globales, se ha convertido en el brazo armado -a nievel tecnológico- de un movimiento anarquista, cuyos obscuros fines son tan inciertos como sus futuras decisiones.
    Hoy nos hablan de libertad de expresión y de defender nuestros derechos, lo que a mí no me queda muy claro es ¿quién se los pidió? Recordemos que el principio fundamental de la libertad es el respeto incondicional de la libertad del otro, sea que éste se equivoque o bien viva felizmente en la ignorancia. Tristemente este grupo de nerds renegados ha perdido de vista que al momento de realizar un ataque a la red social más popular del mundo los únicos afectados serán sus usuarios quienes con o sin conocimiento, sobre el destino de su información personal (no plenamente probado, por cierto), perderán un gran espacio de expresión, a manos del capricho de unos cuantos. Hoy el grupo Anonymous se convierte en juez y verdugo, olvidándose de la opinión del resto del mundo, sin duda es preocupante ver esto, pero más el saber que allá fuera existen miles de personas favoreciendo y vitoreando este tipo de comportamientos.
    Mi único consuelo es saber que al haber tomado la decisión de atacar a Facebook este grupo ha firmado su sentencia de muerte, sea que logren sus objetivos o no.

    Me gusta

    • Ramón Ortega III

      Estoy de acuerdo contigo, mano. No cabe duda que lo que dices es cierto. Incluso los miembros de este grupo son buscados por la ley. No puedo negar que a título personal hay aspectos (y sólo aspectos) con los que simpatizo con ellos, pero he intentado (quizá sin éxito) en ser lo más objetivo posible y que cada quién juzgue lo bueno o malo de sus acciones. En todo caso, es cierto que este mundo y lo que acontece en él está en manos de muy pocos y creo que la gente se empiza a cansar de eso. Este es uno de los síntomas, la enfermedad irá mostrando más…

      Gracias Nacho,

      R.III

      Me gusta

  • Nick Friedland

    Estoy de acuerdo con mucho de que ha escrito Ignacio. Es cierto que las víctimas de un ataque en facebook serían los ciudadanos que lo usan en la vida diaria. Es un lugar de expresión que nos conecta a nuestros mejores amigos también que a los desconocidos que los convertimos en amigos. Nunca ha sido más fácil de encontrar a alguien que has conocido, ni se importa tan corto fue el intercambio. Pero, bien, quizás aunque los víctimas son nosotros, sería un castigo bien para perder este sitio tan consumiendo de nuestra atención para que tener que al menos por un ratito, retrasar a una vida sin este sitio. Quizás sería un buen recuerdo de que no hay nada gratis en este mundo, ni nuestra red social en lo que dependemos tanto.

    Pero todo esto es, creo, un discurso filosófico porque no creo que este grupo tendría el poder ni la tecnología para parar a un sitio tan poderoso y apoyado de todos lados. Aun si alcanzaran apagar a este sitio, se lo crearían otra vez, u otro llenaría el vacio.

    Me gustaría creer que si un grupo tiene la unidad y las herramientas, puede hacer cambios para el bienestar de los demás, así formó el gobierno de mi país los EEUU luchando contra un sistema viejo y corrupto, pero no creo que vaya a pasar. Mañana veremos.

    Me gusta

    • Ramón Ortega III

      Gracias por el comentario Nick. De todas formas no hay que pensar en el altruismo de facebook. Tampoco hay que dejar de sopesar que esta red social tiene en sus manos información de sus usuarios que podría utilizarse en contra de sus intereses. De hecho ese es uno de los factores más peligrosos de la red y lo que muchas personas denuncian (un uso indebido de esos datos).

      Por cierto, como he conetstado a un comentario de mi facebook (irónico, ¿no?). El aviso del ataque fue desmentido por Anonymous, pero han dicho que puede tratarse de un grupo independiente. Sin embargo, este anonimato que los respalda puede crear subgrupos que también debemos entender como miembros de “anonymous”. En todo caso, es probable que como tú y Nacho anticipan, no vaya a pasar nada… Por cierto, ha dejado de llover…

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: